lunes, 1 de octubre de 2018

Hoy LUNES... rezamos con un CUENTO

NOS PREPARAMOS:

  • Haz un momento de silencio. Siéntate cómodo y respira hondo para estar en paz por dentro. Cae en la cuenta de que Dios está contigo, escuchando lo que hoy Le quieres decir y esperando que tú también Le escuches a Él.
  • Comienza haciendo despacio la señal de la cruz: En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo. Amén. No nome do Pai, do Fillo e do Espírito Santo. Amén. In the name of the Father, and of the Son, and of the Holy Spirit. Amen. Au Nom du Père, et du Fils, et du Saint-Esprit. Amen.

ESCUCHAMOS:

¡Buenos días! Como cada lunes, te invito a rezar con un cuento. El de hoy es una leyenda árabe. Espero que te guste...

LA LEYENDA DEL VERDADERO AMIGO

Dos amigos viajaban por el desierto y, en un determinado punto del viaje, discutieron. El otro, ofendido, sin nada que decir, escribió en la arena: «Hoy, mi mejor amigo me pegó una bofetada en la cara». 
Siguieron adelante y llegaron a un oasis donde decidieron bañarse. El que había sido abofeteado y lastimado comenzó a ahogarse, y el otro lo rescató. Al recuperarse, tomó un estilete y escribió en una piedra: «Hoy, mi mejor amigo me salvó la vida».
Intrigado, el amigo preguntó:
- ¿Por qué después de que te hiciera daño, escribiste en la arena y ahora escribes en una piedra?
Sonriendo, el otro amigo respondió:
- Cuando un buen amigo nos ofende, deberíamos escribir en la arena, porque ahí el viento del olvido y el perdón se encargan de borrar el daño; por otro lado, cuando nos pasa algo bueno, deberíamos grabarlo en la piedra de la memoria del corazón, donde viento ninguno en todo el mundo podrá borrarlo.

PENSAMOS:


  • ¿Te sientes identificado con la historia de hoy?
  • ¿Dónde «escribes» las ofensas que te hacen: sobre arena o sobre piedra? ¿Y las cosas buenas?
  • En la vida, todos pasamos por momentos en los que nos hacen daño y situaciones en las que percibimos que nos cuidan y quieren. Pero está en nosotros, en ti y en mí, elegir cuánto tiempo va a estar una determinada situación haciéndonos daño. Y en esto el perdón es fundamental. 

REZAMOS JUNTOS:

Señor Jesús, pongo en tus manos la vida de las personas que quiero y me quieren. En ocasiones, por el roce del día a día, nos hacemos daño. Que seamos capaces de hablar de ello, de expresar cómo nos sentimos ante los gestos, palabras, desaires... que nos lastiman, para que nuestra amistad siga creciendo. Enséñame a conservar en la memoria del corazón las buenas acciones que hacen por mí y a perdonar aquellas que me hacen mal. Amén.

NOS DESPEDIMOS:

Madre Divina Pastora, ruega por nosotros. Nai Divina Pastora, roga por nós. Mother Divine Shepherdess, pray for us. Mère Divine Bergère, priez pour nous.
San José de Calasanz y Faustino Míguez, rogad por nosotros. San Xosé de Calasanz e Faustino Míguez, rogade por nós. Saint Joseph Calasanz and Faustino Míguez, pray for us. Saint Joseph de Calasanz and Faustino Míguez, priez pour nous.
BeataVictoria, roga por nós. Beata Victoria, ruega por nosotros. Blessed Victoria, pray for us. Bénis Faustino et Victoria, priez pour nous.
En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo. Amén. No nome do Pai, do Fillo e do Espírito Santo. Amén.  In the name of the Father, and of the Son, and of the Holy Spirit. Amen. Au Nom du Père, et du Fils, et du Saint-Esprit. Amen.

No hay comentarios: